Aruba, la isla feliz

Considerada la isla caribeña más feliz, Aruba se encuentra ubicada en las increíbles aguas del sur del Caribe. Impresiona sus maravillosas playas de arena blanca y clima perfecto todo el año, por lo que se ha convertido en un destino muy popular de vacaciones para millones de personas en todo el mundo.

Con 30 km de largo y 10 km de ancho, esta pequeña isla te ofrece fantásticos rincones para visitar en familia, y aunque las playas son la principal atracción, hay muchas más cosas sorprendentes que puedes hacer en la también llamada Oranjestaad.

Estas son nuestras principales recomendaciones, así que toma nota:

  • El Faro California es uno de los monumentos más famosos de la isla ya que como está abierto al público, puedes subir a lo más alto del faro lo que te permitirá admirar las vistas más espectaculares de la parte noroeste de la isla. Durante el recorrido hay guías que pueden mostrarte el camino y además te contarán la interesante historia del faro y de todo el lugar. Un plus es subir al atardecer para ser premiado con la más espectacular puesta de sol que jamás hayas visto, pero si decides visitarlo durante el día hay un restaurante junto al faro, y las dunas de arena del faro California están justo al lado para que pases el resto de la tarde disfrutando.
  • Parar el día en Arashi Beach, que está pegada al Faro California, y es una de las playas más lindas de la isla. En esta encontrarás servicios de alquiler de sombrillas y tumbonas para mayor comodidad, además un pequeño bar y baños lo cual se agradece. Junto a este lugar se encuentra el sector de Boca Catalina, punto ideal en toda la isla para hacer snorkel.
  • Si eres amante del buceo este es uno de los deportes más populares que puedes practicar en este sitio donde abunda la belleza de los coloridos arrecifes de coral y restos de naufragios que son siempre divertidos para explorar; además podrás observar numerosas variedades de especies de vida marina. Si nunca has practicado antes este deporte no hay problema porque tienes la facilidad de aprender a hacerlo en alguna de sus múltiples escuelas y hasta conseguir tu curso de certificación para presumir que has buceado en uno de lugares más lindos del Caribe.
  • Un imperdible es almorzar en Palm Beach, que es donde se concentran la mayoría de las cadenas hoteleras, restaurantes y tiendas de todo tipo. Muy recomendable almorzar en los restaurantes que están a pie de playa o tomarte algo en los bares que te vas a encontrar a lo largo de esta zona. Además, esta es la playa más famosa de la isla por sus cristalinas y pacíficas aguas, su arena blanca, y por la múltiple oferta de servicios turísticos que vas a encontrar.
  • Conviértete en todo un explorador y visita la formación rocosa de Casibari, también conocida como el “Stonehenge de Aruba”, ya que al igual que el de Inglaterra, su origen es desconocido y es extremadamente popular entre turistas y locales. Este sitio está ubicado en el centro de la isla, por lo que es el lugar ideal para visitar y tomar fotos casi de la isla entera. Cabe resaltar que la formación rocosa Casibari es fácil de visitar porque han construido escaleras, senderos, túneles estrechos y pasamanos, lo que hace que llegar al punto más alto sea accesible para todos. Una vez en la cima, podrás tener unas vistas espectaculares de Palm Beach y de prácticamente toda la isla. 
  • Visita la Fábrica y Museo de Aloe Vera, un producto introducido por primera vez en la isla en 1840 y el cual se convirtió en una parte muy importante de la historia de Aruba por ser parte de la exportación más grande del país. El Museo ofrece una visita guiada y tiene una colección de herramientas antiguas para plantar aloe, mientras que la tienda ofrece una variedad de productos de fabricación local que solo puedes encontrar en este sitio.
  • Pasar la tarde caminando por la extensa Eagle Beach, también una de las mejores playas de Aruba donde igual encontrarás servicios de alquiler de sombrillas y tumbonas. En este sitio es donde podrás admirar los famosos arboles Divi Divi, tan particulares y peculiares de la zona. El atardecer, entre estos famosos Divi Divi, es todo un espectáculo. Un plus es que puedes cenar sobre la arena, entre antorchas y violines, en el imperdible sitio de Passions on the beach Eagle Beach.
  • Camina durante el día o tarde el peculiar centro de Oranjestad donde su pasado se conmemora a través de una arquitectura colonial bellamente conservada y su presente se celebra con un centro renovado y rejuvenecido con los cafés de moda, restaurantes y tiendas de diseño que se entremezclan magníficamente con los edificios históricos y museos. También no puedes perderte poder pasear a través de sus calles por el tranvía de uso gratuito. Para relajarte tómate algo y admira la marina del Renaissance frente al puerto de cruceros, o desde este punto puedes tomar un paseo en catamaran al atardecer.

¡Anímate que este pequeño paraíso caribeño te espera!

Desde el nuevo beneficio Exclusive Deals cuentas con la opción de explorar este y muchos más increíbles destinos.

Responder

20 + nine =